miércoles, 14 de diciembre de 2011

La hora de la arepa


Símbolo de la cocina de los pueblos andinos, la arepa disputa su reinado entre Venezuela y Colombia.

La referencia más antigua al vocablo arepa la proporciona Galeotto Cei en su Viaje y descripción de las Indias (1539-1553): Hacen otra suerte de pan [con el maíz] a modo de tortillas, de un dedo de grueso, redondas y grandes como un plato a la francesa, o poco más o menos, y las ponen a cocer en una tortera sobre el fuego, untándola con grasa para que no se peguen, volteándolas hasta que estén cocidas por ambos lados y a esta clase llaman arepas y algunos fecteguas.

La arepa es una torta de masa de maíz o de harina de maíz precocida de forma circular y semi-aplanada que generalmente se prepara asada sobre una plancha o frita. Se come como plato principal o como acompañante, sola o rellena, como parte del desayuno, del almuerzo o la cena. La arepa era preparada y consumida por los aborígenes de los territorios correspondientes a Venezuela, Colombia, El Salvador (conocida como Pupusa) y Panamá (se le llama tortilla) desde antes de la llegada de los españoles; y es común también en Islas Canarias, que la incorporaron a su dieta. En la actualidad es considerada un ícono gastronómico de Venezuela Algunas fuentes aseguran que la palabra proviene del cumanagoto, lengua del pueblo amerindio de la etnia Caribe del mismo nombre que habitó en la antigua provincia de Nueva Andalucía llamada hoy Cumaná y en el que el vocablo erepa significa maíz, ingrediente básico en la preparación de la arepa.

Cómo se prepara

Se puede elaborar de distintas maneras, dependiendo de la región de América y los productos regionales particulares agregados a ella, tradicionalmente se hace con la harina del casabe o harina de maíz molido, ya sea en una molienda o en mortero grande de madera de donde resulta el maíz molido, pero actualmente se suele hacer con harina de maíz precocida industrial blanca o amarilla, la cual se vende en los mercados, y que al mezclarse con agua y un toque de sal a gusto, se va amasando con las manos hasta conseguir una masa compacta, de la que se desprenden pequeñas bolas que luego serán aplastadas hasta darles la forma deseada. Finalmente se pueden asar a la plancha llamado en Venezuela budare, al horno, a la parrilla, o freír o también hervir.

Hay varias clases: (continua)

Fuente Texto e Imagen: Cuisine&vins